de «estrellita» invitada…

Ayer las chicas del blog Jaque al cáncer publicaron un post magnífico en el que comparto experiencias junto con 8 maravillosas mujeres. Os recomiendo que lo leáis porque quizá pueda ayudaros, o tal vez pueda ayudar a alguien que conozcáis y en ese caso sería un detalle que se lo hicieseis llegar 😉. Aquí lo tenéis:

Las 9 magníficas

Y aunque el objetivo hoy era principalmente recomendaros ese post,  ya que me he dejado caer por aquí voy a aprovechar para poner alguna palabrilla más.

Ojalá pudiera contaros que he encontrado la fórmula mágica respecto a hábitos saludables (que es de lo que se habla principalmente en el post) o la alimentación perfecta, pero la verdad es que aún sigo en ello: leyendo,  investigando, probando y aprendiendo cada día. Y, aunque a veces me harto un poco y me gustaría mandarlo todo a…(ejem) paseo, enseguida se me pasa.  En el fondo, creo que así es mejor,  porque el aprendizaje,  la evolución y la mejora no nacen del comfort y de lo perfecto. Nacen de los errores, de las incomodidades, de los cambios (esperados o inesperados), del «no me convence del todo», del «ésto no funciona»… Y así, poco a poco y gracias a eso nos vamos haciendo más sabios y más fuertes. Lo mejor es que, a lo largo del camino, van apareciendo las piezas del puzzle que, por supuesto, es único y distinto para cada persona y ¡qué satisfacción cuando las vas encajando! Creo que a eso tenemos que aspirar, a buscarnos nuestras propias piezas para tenerlo lo más bonito y completo posible, aún sin ser perfecto, porque eso nos permitirá hacerlo aún más grande 😉

Para terminar, mil gracias de nuevo a Jaque al Cáncer por su entrevista y el fantástico trabajo que han hecho reuniendo todos los testimonios en su post. Ojalá sirva de ayuda a quien pueda necesitarlo!

maria4

Guardar

Responder a jaque al cáncer Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

5 ideas sobre “de «estrellita» invitada…”